Glaucoma: cuando la visión se pierde!

El glaucoma es una enfermedad común del ojo y afecta a más de 2 % de la población mayor de 45 años . En los países desarrollados , el glaucoma es la causa principal de la ceguera absoluta.

Otras causas comunes de la disminución son la degeneración macular y cataratas. Estas dos enfermedades no tienen nada que ver con el glaucoma, pero pueden existir en pacientes con esat enfermedad.

Una de las causas, es el  aumento de la presión ocular que provoca un daño en el nervio óptico (el cual envía información visual al cerebro) y por consiguiente el campo visual. Por eso, es aconsejable, a partir de los 45 años, consultar a un especialista cada dos años.

Por el interior del ojo circula un liquido, Humor acuoso, que nutre las estructuras de la cámara anterior del ojo. Por lo general, la causa del glaucoma es la dificultad que tiene ese liquido para ser evacuado, lo que eleva la presión y, en el caso del glaucoma crónico, acaba por dañar con el tiempo la cabeza del nervio óptico.

El glaucoma crónico, el mas frecuente, evoluciona muy lentamente y las primeras incomodidades visuales que sufren los pacientes suelen ocurrir 10 años después de la aparición de la enfermedad, de ahí la importancia de un diagnostico precoz . Para diagnosticar el glaucoma lo primero que se hace es una tonometría. Después, se procede a una oftalmoscopia y, si se considera necesario, se añade una campimetría.

Existen muchos tratamientos médicos, principalmente en forma de gotas para los ojos. Cuando fallan estos tratamientos, se hace necesario el uso de láser o cirugía. En la gran mayoría de los casos, el glaucoma es controlable, siempre que haya un seguimiento regular por parte del oftalmológico.

Abamed Pharma
Share
This

Post a comment

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.